Prensa Formosa
CARGANO
 
{DESTACADO_2} {DESTACADO_1} {DESTACADO_3}
{DESTACADO_4} {DESTACADO_5}
Tras finalizar el año 2016 con déficit en sus resultados “operativo” (-$ 111 millones) y “neto” (-$ 93 millones), la empresa transportista de energía TRANSNEA logró saldos levemente positivos durante 2017, aunque es la empresa transportista con más bajos resultados en su ejercicio. La empresa había reconocido sus problemas financieros.


La autorización durante el año pasado por parte del Gobierno nacional del pago de mejores valores para las empresas de transporte de energía, generó que todas las compañías del sector mejoraran sus ingresos y resultados.

De acuerdo a información oficial, las compañías dedicadas al transporte de energía han mejorado sus resultados “Operativos” (cálculo consistente en restar los gastos operativos de los ingresos) y “Netos” (la diferencia entre ingresos y gastos, incluyendo los impuestos devengados a partir de la utilidad operativa). La firma TRANSNEA, encargada de la operación del transporte en la región NEA, obtuvo durante 2016 un resultado “Operativo” de -$ 111.919.525 que subió a $ 36.004.080 en el año 2017.

En tanto, el resultado “Neto de TRANSNEA había sido deficitario en -$ 93.843424 durante el año 2016 y terminó siendo positivo de $ 659.030 en el año 2017.

Con esos números, TRANSNEA se ubica como la empresa con menor resultado “neto” entre las compañías transportistas del país.

Los resultados “netos” de otras empresas fueron: TRANSENER ($ 2.259 millones) TRANSBA ($ 920 millones), DISTRICUYO ($ 178 millones), TRANSPA ($ 55 millones), TRANSNOA ($ 243 millones), TRANSCOMAHUE ($ 49 millones) y EPEN ($ 57 millones).

TRANSNEA registra segundo menor resultado operativo, sólo superando a TRANSCOMAHUE que tuvo un resultado operativo negativo de -11.519.657 pesos, aunque mejorando respecto a 2016.

DÉFICIT. Durante la audiencia pública realizada en diciembre de 2016 para definir aumentos de costos del servicio de transporte de energía, TRANSNEA reconoció sus problemas operativos y necesidad de mayores ingresos.

En esa oportunidad TRANSNEA, en su pedido de actualizar tarifas a las distribuidoras, propuso un régimen de incrementos semestrales, una propuesta de inversión de 554 millones de pesos en cinco años y expuso una necesidad de 270 millones de pesos por año para su operación.

La empresa expuso las dificultades que ha enfrentado en los últimos años como consecuencia de la insuficiencia de ingresos derivado del atraso tarifario y del incremento en forma desproporcionada de los costos de repuestos e insumos.

Agregó que la capacidad de transporte resultaba insuficiente debido a la demora en la ejecución de las ampliaciones, con un nivel de saturación de la red que imposibilita realizar mantenimientos programados.

Por otra parte, sostuvo que dado que los gobiernos provinciales han tomado para sí la responsabilidad de la expansión del sistema de transporte, la dispersión de criterios y tecnologías resultante, ha apartado los resultados del óptimo.

Respecto de la obsolescencia tecnológica, TRANSNEA argumentó que prácticamente la mitad de las instalaciones de su red son las transferidas por Agua y Energía (AyE), todas con antigüedades de 60 a 30 años, lo que determina la necesidad de mantenimientos cada vez más importantes para dar lugar a sus reemplazos, aunque en plazos cada vez menores.

Además el reemplazo de líneas de 132 kV invadidas por crecimiento de ciudades y/o asentamientos precarios por otras con nuevas trazas, tiene cada vez mayor urgencia por condiciones de seguridad pública y de suministro.

En el caso de la insuficiencia de personal, argumentó que está integrada en parte por agentes que fueron transferidos por AyE, los que en su mayoría están próximos a jubilarse, siendo personal de experiencia que debe reemplazarse con personal calificado a desarrollar. En este sentido, TRANSNEA agrega que los magros ingresos no han permitido disponer de personal nuevo trabajando en paralelo con personal próximo a jubilarse, así como no se ha podido retener profesionales jóvenes ya desarrollados por falta de capacidad de equiparar salarios con los de otras empresas, tanto de la región como del sector a nivel nacional.

Así, en diciembre de 2016, a los fines de determinar los costos totales para el próximo quinquenio, la transportista elaboró un modelo donde los costos proyectados no fueron calculados en base a los efectivamente erogados en los años precedentes, sino que se hizo en base a un estudio sobre las actividades y tareas que son necesarias en cada línea de transmisión y en cada estación transformadora que opera y mantiene la empresa concesionaria, de acuerdo a las particularidades de cada una, para el logro de un servicio eficiente y sustentable.

Dicho modelo presenta los costos expresados a moneda de diciembre de 2016, de la siguiente manera: costos de explotación, desagregados en mantenimiento y en operación, y costos de administración.


NO HAY COMENTARIOS AUN.



Notas relacionadas


info@prensaformosa.com.ar
Visita N° 4116 | Hoy: 3 | En línea: 1
© Copyright   |   Todos los derechos reservados - 2016

Hosting, Streaming y Desarrollo Web